Aguilar Delgado, peinados y maquillaje

3

Aguilar Delgado fue fundada hace más de 35 años de la mano de Gloria Delgado y Antonio Aguilar, enamorados de la profesión y el uno del otro. Hoy os cuento los secretos de Gloria, que nos descubre su particular y personal arte del peinado.
Gloria Delgado vive del boca a boca, no paga publicidad, sus propias clientas son su mejor marketing, y por eso es complicado encontrar fotos de su trabajo en internet.

 3

Hay tres personas dentro de su equipo que llevan más de 20 años a su lado y es que Gloria, a sus 65 años, aún no se ha cansado de peinar. Le gusta estar presente en el negocio y supervisar a su equipo. No cabe duda que ella es el alma de Aguilar Delgado.
Tiene un estilo muy personal, entre el clasicismo y la contemporaneidad, y con mucha naturalidad siempre pretende lograr un resultado final bello y soberbio, para ella peinar es un sentimiento de crear como el que pinta o esculpe, nace de dentro. Y por eso ella es el referente en novias de la capital y ha peinado a las mujeres más VIP.

Aguilar Delgado

Es tajante en cuanto a la descripción de ella misma y su profesión. Gloria es peinadora, no peluquera, pues ella entiende que la peluquería abarca muchos más menesteres, además del de peinar, que ella no controla.
No puedo evitar confesarle que tan tajante en cierto modo me recuerda al modista Lorenzo Caprile del cual os he hablado aquí en varias ocasiones (ocasión 1 y ocasión 2), y como no podía ser de otra manera descubro que son grandes amigos.
A Gloria le gusta hablar, casi tanto como a mí, y no sobreviría en este mundo si no hiciera tantas preguntas, esa informacaión básica para empezar a trabajar. ¿Qué quiere la novia?, ¿dónde se casa?, ¿qué tipo de boda?, ¿cómo es el vestido?, etc. Y en razón de todos esos datos elige un peinado que armoniza con todo.

5

Siente que haya muchas novias que por ser el día de su boda no se aventuren con peinados algo cardados y atrevidos de lo más favorecedor. Y le pido que comparta conmigo algunas de sus recomendaciones.
En invierno, no aconseja a las novias llevar el pelo suelto, prefiere los recogidos adornados con joyas y broches antiguos.
En verano, sin embargo, le encantan las melenas sueltas al viento, siempre con algún detalle para retirar el pelo de la cara, como las flores naturales.
Para las invitadas recomienda peinados más estructurados pero ligeros, tipo años 50 y 60, años por los cuales Gloria siente verdadera devoción.
También a ellas le gusta hacerles cordones con grosor y volúmen en lugar de trenzas planas.

4

Yo, tan curiosa como de costumbre, le pregunto intigrada como me imaginaría peinada en primavera, porque ella es una de esas personas que te miran a la cara y al cabello, y empiezan a crear y a dibujar mentalmente.
Comienza a jugar con mi pelo mientras las ideas le alborotan las palabras y, con unas flores improvisadas, me hace una diadema pegada a la frente y de volumen descendente que acaba donde mi pelo termina con ligeras ondulaciones. Muy etéreo, muy Anais Anais.
Ya lo veis que ella se atreve con todo y no discrimina mujeres, más o menos bellas o más o menos expresivas, lo importante es saber realzar lo mejor de cada persona. Ella se desborda en creatividad con toda la que cruza la puerta de su local de la Calle Bárbara de Braganza 2, Madrid.

 Aguilar Delgado y La Champanera

Después de casi tres horas de interminables conversaciones, primero sobre peluquería y luego sobre la vida, hubo que echar el cierre. En los sillones de Gloria me sentí como en casa, porque no solo es una gran profesional, sino que además es un ser humano excepcional cercano y bien cariñoso.

Aguilar Delgado y La Champanera

Reservad cita cuanto antes en el teléfono 91.310.52.83, ¡en los meses de primavera y verano se llena de novias, madrinas e invitadas!
Un fuerte abrazo para todos, @LaChampaneraLW.