Hace ya unos meses que AM Producciones Love Stories empezó a colaborar en las #LCHproducciones y todo el equipo, la verdad, estamos fascinadas con su buen hacer, su buen rollo y, sobre todo y más importante, con el resultado de su trabajo. Así que he pensado que ya era hora de que vosotros los conocierais un poco más fondo y de que esta super recomendación quedara para siempre impresa en el blog.

Detrás de AM Producciones Love Stories (les podéis poner cara en su cuenta de IG porque salen a menudo) están María Eugenia y Alberto y su carrera como fotógrafos coincidió también con el inicio de su vida como pareja. En esos primeros trabajos les gustaba acompañarse para apoyarse mutuamente, y fue ahí cuando se dieron cuenta de todo lo que podían aportarse el uno al otro si formaban un equipo.

Sus bodas empiezan, en su mayoría, con un mail o un mensaje a través de IG en el que sus novios les explican con toda la ilusión del mundo cómo va a ser su gran día. Y ellos son partícipes de esa ilusión, de la que se contagian y de la que quieren formar parte activa: “Intentamos generar un clima de confianza con las parejas. No somos una multinacional, somos personas reales con la que se puede charlar y que comprendemos lo importante que es para las parejas el día de su boda. Por todo esto, intentamos vernos con los novios en persona, en sesiones preboda o vía videollamada unas cuantas veces para que el día de la boda tengan a su lado una persona que conozcan, y en la que puedan confiar para ayudarles. La comunicación continua con ellos nos permite entender lo que buscan para su gran día y tener todo controlado para que disfruten sin tener que estar pendientes de nada más.”

La filosofía principal de AM Producciones Love Stories sería la de la búsqueda de la naturalidad. Con cada pareja intentan que todo fluya y solo interfieren para aportarles buen rollo y tranquilidad. Les parece importantísimo que sus clientes disfruten estando delante de las cámaras, y congelar ese momento para que dure eternamente. Al final, lo que buscan con su trabajo es crear imágenes que siempre dejen a sus novios con una sonrisa en la boca. Eso es lo que representa para ellos la fotografía de bodas.

De lo que no hay duda es que cada boda, como cada pareja, es única. Hay novios tímidos, novias nerviosas, momentos de tensión, localizaciones complicadas, proveedores con los que se trabaja mejor o peor, problemas meteorológicos, pandemias de por medio y un sinfín de condicionantes con lo que se pueden encontrar en un reportaje de boda. Por lo que el reto principal al que se enfrentan cada día, es el de conseguir ser creativos ante cualquier situación. Que no haya nada que les impida hacer algo especial para los novios, pase lo que pase.

Tiene dos momentos preferidos para fotografiar. El primero sería el encuentro de los novios ya sea en altar, ceremonia civil o firstlook, en ese instante se juntan muchas emociones ya que para muchos es el momento que llevaban soñando toda la vida y en el que siempre cae alguna lagrimita.

Otro de sus favoritos sería el momento de la sesión en pareja posterior a una ceremonia. Independientemente de las fotos, este es un momento íntimo para ellos antes de todo lo que les espera, en el que los novios comparten sensaciones “estas guapísimo”, “me encanta tu vestido”, “lo que he llorado con tu canción..” aquí los novios por fin respiran, se sueltan y simplemente son felices.

Sobra escucharles para saber que para ellos ser fotógrafos de bodas no es simplemente un trabajo, es algo que les apasiona y que se ha convertido en su forma de vida. El día de tu boda es un día en el que te puedes arrepentir mucho de que no quede reflejado como te gustaría. Por lo que sí a primera vista te ha emocionado su fotografía y video de bodas, es algo que no tienes que dar muchas vueltas. Invertir en tus recuerdos es la mejor forma de que no se olviden nunca.

Le preguntamos a AM Producciones Love Stories por un consejo para sus novios no relacionados con la fotografía, y esta es su acertada respuesta: “Acompañaros siempre de proveedores que os encanten y con los que habéis notado una empatía única. Es uno de los factores determinantes para disfrutar y estar relajados en vuestro gran día. Decirles a todas las parejas que nos estén leyendo que disfruten del proceso y que ahora más que nunca celebren el amor por encima de todo.”

¡Un millón de gracias chicos!

Un besote, Ana.