Su nombre es María Oronoz y “Martina por el Norte” es su segundo yo. Un homenaje a su abuela que la ha inspirado hacia un criterio estético tan incuestionable como especial. Por eso en las bodas de Martina por el Norte siempre se respira mucho gusto, estilo, elegancia, romanticismo y hasta un aire silvestre y original.

Original en el sentido más estricto de la palabra, pues cada una de las bodas que organiza es absolutamente diferente a la anterior. Hay que sacar lo mejor de cada pareja en cuantas reuniones presenciales o telemáticas sean necesarias.

No hay proyecto que se le resista. Una de sus últimas bodas, la de una pareja de arquitectos perfeccionistas, acostumbrados a la visualización de espacios y con especial ojo para los detalles, supuso un reto satisfactorio que la empodera para producciones más potentes.

No cabe duda que organizar una boda supone muchísimo esfuerzo para que todo salga tal y como se ha planeado y que los novios disfruten de sus expectativas y su gran día con la tranquilidad que merecen. Martina por el Norte también significa un buen consejo a tiempo, una propuesta adecuada de ritmo para la boda sin que haya momentos de “silencio”, ayuda con los expedientes matrimoniales, los autobuses, la contratación audiovisual… En definitiva, un equipo que te acompaña de la mano durante todo el proceso para que verdaderamente salga perfecto.

A los proyectos hay que ponerles no solo gusto y ganas, sino también mimo. Por eso en Martina Por El Norte no organizan muchas bodas por año, para así priorizar una calidad de servicio que se materializa en la decoración, la coordinación del día B así como en el antes y el después. Desde acompañar a los novios a las diferentes visitas de espacios pre seleccionados para la boda así como la elección de total la papelería. Sobra decir que, además de su criterio estético, su valor añadido radica en que refleja la personalidad y la mejor versión de la pareja en cada detalle y espacio elegido para su día más especial.

Su disponibilidad geográfica es total, y para que todo salga según lo planeado ella, María, junto con su mano derecha, estarán presencialmente ayudando y coordinando el día de la boda. ¡Por nada del mundo se perdería el gran día de sus parejas!

Martina por el Norte
Martina por el Norte
Martina por el Norte
Martina por el Norte
Martina por el Norte
Martina por el Norte
Martina por el Norte
Martina por el Norte

Fotos Dos más en la mesa: Portada, 1, 2, 3, 4 y 5
Foto Xavi Vide: Última

Un besote enorme, Ana.
Publirreportaje