Otro año que se va: Lo mejor del 2013

Un nuevo año está por llegar y yo, como siempre, hago balance de todo lo que ha ocurrido. Y he llegado a una conclusión, que todo ocurre por una razón.

He repasado una por una todas las entradas que he escrito este año, una por una leyéndome a mí misma en todas ellas.

Un montón de novias, a cual más encantadora, me confiaron en exclusiva el reportaje más importante de su vida, el de su boda. Rocío, Kuki, Leti, Ana y muchísimas más.

Novias La Champanera Kuki Leti Rocío

Sin duda alguna el post “En otra vida, en otro mundo” me salió de lo más hondo. Puede que no fuera el post que más likes y comentarios tuvo, pero es el más mío, el mas personal.

El Facebook de La Champanera, con apenas un año de vida, ha crecido como la espuma. De todas las fotos que me ha dado el venazo de publicar, algunas con un texto más inspirador que otras, ésta es mi favorita:

La Champanera

No sé de dónde la saqué y por qué me enloqueció desde el primer momento. Quizás sea la forma en la que ella le agarra, el traje de novia o el chaqué de él. Nunca lo sabré.

Qué divertidas recuerdo que fueron aquellas 24h en Barcelona durante la primavera, y qué genial fue ponerle por fin cara al excepcional equipo tras las cámaras de ENSU. Me apunté a sus “Houston, tenemos una boda” y grabamos en 2 capítulos (capítulo 13 y capítulo 14) unos particulares y prácticos consejos para madrinas, madres de las novias, amigas testigos e invitadas.

La Champanera - Houston tenemos una boda

También en 2013 volví a sacar a la luz mis poco explotadas cualidades como event planner, y me encargué de la boda de María y Nacho. Ella es una de las mejores amigas de mi hermana mediana, por lo que el gusto de organizarle la agenda, los proveedores y la decoración, fue doble. Quizás por el cariño que le puse, por mi entusiasmo en hacer las cosas bien y por la pasión que le pongo a todo lo que le dedico mi tiempo, la revista Telva decidió publicarla en su sección de “Bodas con Estilo“.

La Champanera

En cuanto a proyectos, sin duda alguna, “La Princesa Prometida” superó todas mis expectativas, tanto de alcance como de satisfacción personal. Me junté con grandes personas y profesionales, ésa es la clave del éxito.

La Princesa Prometida - La Champanera

“La Princesa Prometida” llegó a Vogue, Casilda se Casa, Las listas de Casilda, De boda con Marón, La Vie est Belle, Yahoo! Bodas, Zankyou Weddings, Hortensias Azules, etc. Y no solo eso, las fotografías inundaron todas las redes sociales, todo el mundo se hizo eco de este gran proyecto.

La Champanera en Vogue

He acudido a grandes eventos y a exclusivas reuniones, como ésta celebrada en casa de la simpatiquísima Nuria March con motivo de la presentación de Style in a Box. Mar Flores, la modelo Laura Sánchez, Samantha Vallejo-Nájera, María León, Mónica de Tomás (Monimoleskine), Paula Ordovás (Peeptoes)… allí nos juntamos unas cuantas, pero unas pocas.

La Champanera 2 3

He entrevistado a grandísimos diseñadores, muchos de ellos, sencillamente, los mejores. Lorenzo CaprileTeresa PalazueloIsabel BasaldúaALVARNOÁgatha Ruiz de la PradaCovadonga PlazaSole AlonsoAlma AguilarMiguel MarineroInuñezNihil Obstat y David Christian. Y aunque no está nada mal, en el 2014 trataré de nuevo superarme a mí misma.

La Champanera Lorenzo Caprile

También he entrevistado a floristas (Búcaro, Sally L. Hambleton, L’Atelier de las Flores y LLorens&Durán), fotógrafos (d-photo.es y María López Jurado), zapateros (Magrit), maquilladores (Bajobé Make Up Studio), peluqueros (Gloria Delgado), etc. En 2013 no he parado, no he parado un sólo segundo.

La Champanera - Aguilar Delgado

Por fin he conseguido trabajar en lo que me gusta, y desde el 21 de octubre pongo toda mi buena voluntad en Zankyou (la página de listas de boda más utilizada de toda Europa) gestionado su contenido editorial online, bajo la formalidad del cargo de Directora Internacional de Zankyou Magazines.

No ha sido un año fácil, es verdad. A lo largo de 2013 he pensado un millón de veces en lo sencillo que hubiera sido tener un blog de moda, por ejemplo. En todo caso, este año me he descubierto luchando a contracorriente, sacando fuerzas de donde ya no quedaban y resurgiendo de mis cenizas como el ave fenix.

Todo ocurre por una razón.

Feliz año a todos, con todo mi corazón, Ana.