No hay palabras para describir estos fotones de Light of Feathers. No quiero, de ninguna manera, restarle mérito al equipo pues sin el excelente saber hacer de MG Beauty, el estilo y acting de nuestra modelo María del Hoyo, el indescriptible escenario de la Antigua Fábrica de Harinas y la inestimable ayuda de mi compañera y amiga Claudia, no estaríais ahora viendo estas imágenes.

Lo tuvimos claro a la hora de escoger este bonito y versátil diseño de Aire Barcelona que yo misma luciría en una boda de primavera o verano. Aunque no le falta detalle, se trata de un vestido de novia veraniego, de corte recto y estilo sencillo confeccionado en crep liso. Tiene escote barco y las mangas caídas transparentes con espalda abierta de tul plumeti, que le dan un toque todavía más mágico. Además, su cola extraíble permite disfrutar de la pista de baile sin limitaciones.

Los zapatos eran de Mariela Madrid, tipo joya y todo un emblema de la marca. Para aquellas que no lo sepáis en Mariela Madrid, novias e invitadas tienen la posibilidad de diseñar su zapato totalmente a medida para convertirlo en el diseño de sus sueños ¡como es el caso de estos zapatos!. Trabajan junto con Puntulina Tocados para ofrecerte la posibilidad de agregarle bordados con cristales, perlas, piezas de cerámica pintadas y joyas, con una selección propia de cada clienta de los materiales y diseño a incluir en la parte del zapato que deseen.

Nada demuestra mejor la autenticidad y el valor de lo artesanal que un zapato diseñado completamente a tu gusto: desde la selección de los materiales, las medidas perfectas, el tipo de diseño y posteriormente la intervención con un bordado único seleccionado.

El tocado de Mimoki también era una verdadera preciosidad. Original, impredecible y lleno de brillo y color. A juego del tocado, destacaba el impresionante ramo de Francesca Lattanzi, una verdadera explosión de color en los tonos del tocado, zapato y labial. Su forma era perfectamente imperfecta, como a mí me gusta, y la combinación de flores -todas ellas realmente atípicas- resultó ser una puesta de 10.

Espero que os haya gustado este estilismo con vestido de novia veraniego para ir despidiéndonos definitivamente del calor…

¡Esperad a ver los siguientes, prometo que no os defraudarán!

Un besote, Ana.

Editorial patrocinada